cambiar-timbre-entrada

Cambiar el timbre de la entrada de nuestro hogar es un procedimiento bastante sencillo que podremos realizar nosotros mismos con la ayuda de nuestro kit de herramientas. Así que si ya estáis cansados de ver el mismo timbre cada día o si se ha estropeado del uso, ya que el timbre es un accesorio que se usa cada día, estad atentos a nuestras instrucciones para cambiarlo, estamos seguros de que os servirán para más de una ocasión.

Pasos para cambiar el timbre de la entrada:


  1. El primer paso que debemos realizar es el de cortar el suministro eléctrico de la casa. Los timbres suelen estar conectados a la corriente eléctrica para poder funcionar, así que lo más recomentable es cortar la electricidad para asegurarnos de que no pasará nada.
  2. Una vez realizado el primer paso, deberemos retirar la tapa de nuestro antiguo timbre. Para ello debemos presionar las pestañas y soltar los cables de los bornes respectivos. Una vez listo procederemos a retirar la base del timbre.
  3. El nuevo timbre debe de tener el mismo voltaje que el anterior para que pueda funcionar, así que si no sabéis cuál es el voltaje de vuestro timbre y tampoco conseguís averiguarlo, no dudéis en contactar con nosotros, los expertos electricistas de Aquielectricistas, acudiremos rápidamente para solucionar cualquier tipo de dificultad que podáis tener.
  4. Cuando ya tengáis el nuevo timbre con el voltaje adecuado, debéis colocar la base del nuevo timbre en el lugar adecuado, nivelarla y marcar su sitio. De este modo no tendréis que preocuparos luego, a la hora de colocarla, por si está o no está recta.
  5. Después de marcar el lugar exacto, cogeremos el taladro y una broca de widia adecuada para hacer los orificios donde irá nuestra nueva base. Depende de la superficie que tengáis en casa deberéis usar una broca u otra.
  6. A continuación, después de hacer los agujeros, deberemos introducir los tacos de nylon en esos boquetes. Para ello os podréis ayudar, si es necesario, de un martillo.
  7. Deberemos ahora pasar los cables por el lugar que les corresponde. Una vez hecho esto, fijaremos la base a la pared para poder colocar el timbre nuevo. Insertamos, seguidamente, los cables en los bornes y los apretamos bien con sus correspondientes tornillos.
  8. Una vez hecho todo lo anterior, ya solo nos queda colocar la tapa del timbre y comprobar que funciona a la perfección, que seguro que sí.

Como podéis comprobar, esta pequeña reparación es muy sencilla de realizar, además de rápida, por lo que si sois unos manitas en casa no tendréis ningún tipo de problema. Eso sí, si no habéis realizado nunca una reparación en el hogar puede que os resulte un poco más complicado, pero siempre es mejor intentarlo que no hacerlo, ¿No es cierto? Aún así, si después de seguir todos los pasos no funciona el timbre, no dudéis en contactar con los electricistas expertos para realizar cualquier tipo de reparación, en este caso para cambiar el timbre de la entrada.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *